Cinco Consejos para Mejorar tu Rutina Matutina

Cinco Consejos para Mejorar tu Rutina Matutina

¿Pasas la mayoría de tus mañanas saliendo a la carrera con el desayuno en la mano y aplicándote el maquillaje de camino? Si eres una de esas mujeres que duermes unos minutos más y luego te apresuras hasta llegar al trabajo, tienes ya que desarrollar una rutina que te dé una mañana tranquila y eficiente. Esto de seguro puede hacer que te sientas más preparada para enfrentar tu día. Si no lo has conseguido, ¡no te preocupes!

Para celebrar los aspectos comunes y diferentes de las rutinas de las mujeres, el equipo de Carefree les ofrece a las lectoras de Alma Emprendedora algunos consejos para hacer más fáciles las mañanas. Presta atención:

1. Hora de levantarse.

Le das al botón de “snooze” demasiadas veces? Evita llegar tarde otra vez. Pone tu reloj despertador lejos de tu alcance, de modo que, para desactivarlo, tengas que salir de la cama. Si usas el teléfono para despertarte, plantéate configurar el tono de alarma a un tema que te moleste… ¡le darás gusto salir de la cama para detenerlo!

Quizás no tengas tiempo para un entrenamiento completo en la mañana, pero moverte un poco al levantarte de la cama puede hacer que tu sangre fluya más, ayudar a despertarte y aplicarle un impulso a tu metabolismo. Empieza el día con unos estiramientos y ejercicios de peso corporal, como arremetidas y planchas.

2. Actívate.

Actívate con un ritual matutino que active tu mente. Disfruta de tu taza de café o té verde junto a un acertijo, Sodoku o crucigrama. O pasa el rato escribiendo una entrada en tu diario, revisando los titulares matutinos o leyendo un capítulo de un libro.

Tomarte unos minutos para calentar la mente puede fomentar una mayor productividad durante todo el día.

3. Elimina el amodorramiento.

Puedes recortarte minutos importantes a tu rutina de la mañana arreglándote el cabello la noche anterior. Después de lavar y acondicionar tus rizos, deja el cabello sujeto en rodetes o clips mientras duermes. En la mañana, deshace el recogido y usa un poco de spray antes de salir por la puerta.

4. La magia de maquillaje.

Cuando no hay tiempo para hacer un maquillaje matutino completo, ajuste a lo básico. Empieza con una crema hidratante con SPF de modo que puedas proteger la piel y mantenerla hidratada. Usa corrector bajo los ojos para eliminar fácilmente cualquier signo de fatiga. Si tienes que abreviar la rutina de maquillaje completo para los ojos, no omitas una rápida capa de máscara de pestañas, que puede ayudarte a tener un aspecto de ojos más grandes y más despierto con unos segundos de esfuerzo. Por último, dales un brillo a los labios y protéjalos de las grietas con un bálsamo labial que contenga preferiblemente SPF.

5. Sé tú misma libremente.

El cuidado femenino es un elemento rutinario que une a todas las mujeres. Es parte de la vida y, como todos sabemos, no siempre es predecible. “¡Protégete!” todas las mañanas con protectores Acti-Fresh de Carefree, que son lo bastante suaves, finos y absorbentes como para pasar desapercibidos, ayudándote a sentirte segura mientras avanzas a lo largo de tu día. Es sencillo incorporarlos a tu régimen diario guardándolos en el cajón de tu ropa interior; nunca volverás a olvidar concederte una capa de protector.

Fuente cortesía de: StatePoint

Share