<!--:es-->HABITOS DE ESTUDIO: 7 CONSEJOS PARA COMENZAR EL AÑO ESCOLAR<!--:-->

HABITOS DE ESTUDIO: 7 CONSEJOS PARA COMENZAR EL AÑO ESCOLAR

Ivette Ortiz Cintrón, Ed.D

Se aproxima el inicio del curso escolar y ello conlleva preparar la mochila de nuestros hijos con las herramientas necesarias que nos permitan organizar nuestra vida y la vida escolar de nuestros niños/as. Es importante siempre tener en mente que la rutina a organizar será elaborada juntos a ellos, tomando en consideración sus gustos e intereses y su estilo de aprendizaje.

El hábito escolar permitirá desarrollar autodisciplina al estudiante formando una estructura educativa que redundará en beneficios en el aprovechamiento académico y en la vida. A continuación les muestro siete consejos que te ayudarán a formar la rutina y a organizar el hábito de estudio idóneo que satisfagan las necesidades escolares de tus niños y les permita mejorar sus calificaciones.

  • Tiempo Establecer un tiempo para todas las tareas o actividades a realizar después del horario escolar. Mediante un calendario semanal, pueden ilustrar visualmente la rutina a establecer todos los días después de la salida de la escuela. Por ejemplo, deben incluirse actividades como: la hora exacta de estudiar, la hora de realizar una actividad lúdica o ver televisión, de bañarse entre otras. Es importante siempre manifestar el compromiso de no negociar con el niño (a) ningún horario ni actividad incluido en el calendario que altere o afecte la rutina establecida. Además, recordar que queremos establecer un hábito y una rutina – no solo en el aspecto académico -si no también en el desarrollo integro del niño.
  • Ambiente Usted y el niño/a escogerán el lugar a utilizar siempre que vallan a realizar las tareas escolares asignadas diariamente. Importante tener en consideración elementos tales como: iluminación, espacio, comodidad, detractores de ruidos y de tránsito, entre otros. Además, utilizando el mismo lugar todos los días ayudará a que el nino (a) se acostumbre a la rutina.
  • Materiales Es importante tener disponible todos los artículos escolares necesarios para poder realizar las tareas que le asignen a los niños. Al no utilizar los que lleva en su mochila diariamente evitará que se le queden en casa o se le gasten con demasiado prontitud. Los que utilizaran son los que corresponden al hogar, contando con otros recursos como: computadora, Internet, diccionario, lápices, papel y libros, entre otros. Además, debe propiciar todos los artículos necesarios para tener la disponibilidad de satisfacer las necesidades en el momento requerido, sin perder tiempo buscándolos.
  • Compromiso No debes, bajo ningún concepto, hacerle las tareas a los hijos. Les tienes que hacer entender, desde el comienzo, que les ofrecerás ayuda, a organizarse y a contestar preguntas, pero ellos son los únicos responsables de hacer sus tareas escolares – no mami ni papi y menos un hermano/a mayor. De esa manera podrán tener una mejor ejecución en la escuela y un mejor aprovechamiento académico.
  • Motivación El ser humano necesita constante estimulo y motivación. Eso quiere decir que los niños/as son seres que bajo esa conducta actuaran con optimismo y satisfacción al ser escuchados, atendidos y valorados. Las palabras y frases de motivación harán en los estudiantes un entusiasmo por continuar con el hábito escolar porque eso les genera felicidad y orgullo a sus padres y además, fortalece sus conceptos/destrezas en las diferentes áreas académicas.
  • Recompensas El niño/a le fascinan que le paguen por lo bueno que hace, pues vamos a pagarle con variadas recompensas que provean un crecimiento intelectual y valorativo a la vida de nuestros hijos/as. Se pueden utilizar las preferencias y gustos de los niños/as, como por ejemplo: tiempo para jugar, su comida preferida, visitar su lugar favorito), entre otros. Es importante no olvidar que el valor mas cualitativo lo tienen: un beso, un fuerte abrazo y frases como: “te amo,” “eres el ser más importante en vida” y “me siento orgulloso de ti.”
  • Ajustar el horario Si el horario establecido no funciona, es necesario sustituirlo por otro y por otro hasta que sea uno funcional a las necesidades del niño. Lo importante es no rendirse y hacerle saber al niño que usted tiene confianza en él y en sus capacidades.

El desarrollar un buen hábito de estudio en casa, le proveerás al niño (a) las herramientas necesarias para tener éxito en la escuela – y en la vida. Es sumamente importante establecer desde edad temprana una rutina de estudio y darle atención a las tareas escolares y hacerle saber que estudiar todos los días redundara en mejorarar las calificaciones, sentirse seguro y con confianza en la ejecución escolar y obtener excelentes evaluaciones en las pruebas.

Debes proveerle al niño el tiempo necesario y esculcar cualquier síntoma de frustración o inseguridad en la ejecución escolar, además de mantener buena comunicación con los maestros de los niños. Por ultimo, es importante también servir de ejemplo en el hogar, tratando de exponer al niño a diferentes experiencias que le estimulen, como por ejemplo: sentarte con ellos en la computadora y explora los diferentes temas de estudio, o si estuviese con un libro, acuéstate en la cama con ellos y aprendan juntos.

Share